Señuelos para Pescar Lucios Gigantes

Señuelos para Pescar Lucios Gigantes

No existen los señuelos para pescar lucios gigantes, cada uno tiene su momento, nada más. Lo que sí que está de nuestra mano es intentar sacar el mayor rendimiento a todos ellos y, en el mejor de los casos, intuir cuál podría ser la mejor opción en base a las condiciones que nos ofrezca cada jornada o cada fase del día.

Considero indispensable contar por un lado, con señuelos que cubran diferentes capas de agua y por otro, presentaciones que nos permitan barrer mucha orilla en poco tiempo y otras que nos posibiliten una pesca lenta y metódica.

señuelos para pescar lucios

Nunca está de más llevar dos o tres swimbaits en nuestra caja de señuelos, a veces marcan la diferencia.

Si tuviera que quedarme con tres imprescindibles estos serían los pickies, para barrer agua y poder mover capas más profundas, spinners para hacer orilla permitiéndome al mismo tiempo tocar diferentes capas y los jerkbaits duros, a poder ser suspendidos, para pescar en puntos muy concretos y desarrollar una pesca pausada. Aunque también llevaría siempre encima algún swimbait e incluso señuelos de superficie de grandes dimensiones, señuelos estos últimos que no son aptos para todas las situaciones ni para todos los públicos pero que en momentos concretos pueden darnos gratas sorpresas.

Respecto a colores y tamaños, este periodo puede ser ciertamente desconcertante. En la mayoría de las jornadas posiblemente los colores “comodín” y los tamaños estándar sigan siendo los más seguros pero no es raro que colores poco utilizados habitualmente o incluso tamaños notablemente pequeños – sobre todo si hablamos para un gran lucio -, puedan ser atacados con fiereza cuando otras presentaciones han fallado. De cualquier modo, la elección del señuelo estará influenciada en gran medida por las condiciones que haya en el escenario de pesca.

señuelos para pescar lucios

Macho cauto y de buen tamaño capturado en superficie con el agua a tan sólo 9ºC.

En general, señuelos de tamaño medio-grande suelen ser los más apetecibles para las grandes lucias. En este momento daros cuenta que el exceso de peso no les permite ser tan ágiles como habitualmente y si deciden desplazarse, será en muchos casos porque delante tienen un bocado voluminoso o apetecible y aparentemente sencillo de capturar. Si no te quieres quebrar mucho la cabeza, presentaciones entre los trece y los dieciocho centímetros sería el rango de tamaño más polivalente.  De todos modos, no te obsesiones con la búsqueda del «mejor señuelo», aunque es cierto que es un factor que debemos tener en cuenta, hay cosas mucho más importantes que la elección de este.

** COMO PESCAR LUCIOS GIGANTES. Parte 1 – Parte 2

2019-03-13T13:27:05+00:00 12/03/2019|Articulos, Lucio|